Blogia
mirarnos

No al tatuaje biopolítico - Giorgio Agamben

No al tatuaje biopolítico - Giorgio Agamben

06 feb 2004

 El filósofo italiano Giorgio Agamben ha manifestado su intención de no viajar a los Estados Unidos tras la aprobación de las nuevas medidas de control puestas en marcha para quienes pretendan entrar en el país. En un artículo publicado en Le Monde el pasado 11 de enero explica las razones de esta decisión.

No al tatuaje biopolítico


Los periódicos no dejan ninguna duda: desde ahora quien quiera entrar en Estados Unidos con una visa será fichado y deberá dejar sus huellas digitales al hacerlo. Personalmente, no tengo intención de someterme a tales procedimientos, y es por lo que anulé sin demora, el curso que debía dictar en marzo en la universidad de Nueva York.

Querría explicar la razón de esta negativa, es decir, porqué a pesar de la simpatía que me liga desde hace muchos años a mis colegas americanos como a sus estudiantes, considero que esta decisión es a la vez necesaria y sin apelación y cuánto deseo que sea compartida por otros intelectuales y profesores europeos.

No se trata sólo de una reacción epidérmica frente a un procedimiento que fue impuesto durante mucho tiempo a los criminales y acusados políticos. Si sólo se tratara de esto, podríamos con seguridad aceptar moralmente compartir, por solidaridad, las condiciones humillantes a las que son sometidos hoy tantos seres humanos.

Lo esencial no está ahí. El problema excede los límites de la sensibilidad personal y concierne al estatuto jurídico-político (sería quizás más simple decir bio-político) de los ciudadanos de los Estados pretendidamente democráticos en los que vivimos. Desde hace algunos años tratan de convencernos de que debemos aceptar como las dimensiones humanas y normales de nuestra existencia prácticas de control que habían sido consideradas siempre como excepcionales e inhumanas.

Nadie ignora que el control ejercido por el Estado sobre los individuos a través del uso de dispositivos electrónicos, como las tarjetas de crédito o los teléfonos móviles, han alcanzado límites en otros tiempos insospechables.

Sin embargo, no se podrían superar ciertos umbrales en el control y manipulación de los cuerpos sin penetrar en una nueva era biopolítica, sin franquear un paso más en lo que Michel Foucault llamaba una animalización progresiva del hombre realizada a través de las técnicas más sofisticadas.

El fichaje electrónico de las huellas digitales y de la retina, el tatuaje sub-cutáneo, como otras prácticas del mismo género, son elementos que contribuyen a definir ese umbral. Las razones de seguridad que se invocan para justificarlas no deben impresionarnos: no es esa la cuestión. La historia nos enseña que las prácticas reservadas al comienzo a los extranjeros, enseguida se aplican al conjunto de los ciudadanos.

Lo que está en juego es nada menos que la nueva relación biopolítica "normal" entre los ciudadanos y el Estado. Esta relación no tiene nada que ver con la participación libre y activa en la esfera pública, sino que concierne a la inscripción y fichaje del elemento más privado e incomunicable de la subjetividad: quiero decir la vida biológica de los cuerpos.

A los dispositivos mediáticos que controlan y manipulan la palabra pública corresponden en consecuencia los dispositivos tecnológicos que inscriben e identifican la vida desnuda: entre esos dos extremos de una palabra sin cuerpo y de un cuerpo sin palabra, el espacio de lo que llamábamos otrora la política es cada vez más reducido y más exiguo.

Así, al aplicar al ciudadano o mejor dicho al ser humano como tal, las técnicas y dispositivos que fueron inventados para las clases peligrosas, los Estados, que deberían constituir el lugar mismo de la vida política, han hecho de él, el ser humano, el sospechoso por excelencia, hasta el punto de que es la humanidad misma la que se ha transformado en clase peligrosa.

Hace algunos años, escribí que el paradigma político de Occidente no era ya la ciudad, sino el campo de concentración, y que habíamos pasado de Atenas a Auschwitz. Se trataba evidentemente de una tesis filosófica, y no de un relato histórico, ya que no se deberían confundir fenómenos que conviene por el contrario distinguir.

Querría sugerir que el tatuaje apareció sin duda en Auschwitz como el modo más normal y económico de organizar la inscripción y el registro de lo deportados en los campos de concentración. El tatuaje biopolítico que nos imponen ahora los Estados Unidos para entrar en su territorio, podría ser el signo precursor de lo que nos pedirán más tarde aceptar como la inscripción normal de la identidad de buen ciudadano en los mecanismos y engranajes del Estado. Por eso debemos oponernos.

Giorgio Agamben


La traducción ha sido realizada por Miriam L. Chorne para la página de El observatorio Psi, de donde la he extraído.

Disponible en: http://estrecho.indymedia.org/newswire/display_any/4129/index.php

 

 

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres.

6 comentarios

Paola Ascariz -

Comenzare dciendo que relacionare ¿Que es un campo? con "No al tatuaje biopolitico" de Agamben.
Veo una relacion muy evidente entre estos dos textos debido a que en "No al tatuaje biopolitico", Agamben compara los requisitos que pide Estados Unidos para que ingrese un extranjero a su país con la situacion en la que se encontraban los individuos en los campos de concentración.
Lo que solicita Estados Unidos es, entre otras cosas, registrar la retina, las huellas digitales, los datos personales del extranjero. Algo similar sucedia en los campos de concentracion, donde los individuos perdian su total identidad en manos de sus represores.
El hecho de ingresar a un campo significaba la perdida total de los derechos humanos ya que no se los consideraba humanos;aqui el sujeto pasa a ser nadie.
En Estados Unidos,desconfian de los extranjeros;por ese motivo precisan sus datos para controlarlos y lograr mayor seguridad en su Estado, pero el mismo trangrede la barrera de lo privado y los antecedentes del individuo pasan a ser públicos.
Llego a la conclusion que en ambos casos, el individuo pierde el derecho a una vida digna ya que al verse obligado a entregar sus datos,es degradado a tal punto de ser discriminado por una sociedad que se cree superior.

B. Rivadavia

Maguire Milton -

Coincido con la postura de Agamben, en cuanto a como las personas vamos perdiendo nuestros espacios de libertad y de vida, es increíble como los Estados controlan a los ciudadanos, y nosotros mismos no nos damos cuenta, en el caso de los Estados Unidos, si bien, es por una forma de tener mas seguridad, por otro lado se esta haciendo una discriminación de todas las personas que quieren ingresar al país, ya sea por diversos motivos, como si estas personas fueran peligrosas para la seguridad de dicho estado y, tal como lo plantea Agamben, esa forma de ver a las personas, va a terminar generalizando a todos, es decir va a llegar a un punto en que todos vamos a ser considerados como peligrosos. Este control ocurre tal como sucedió en los campos de concentración nazis, en donde los que ingresaban eran marcados, como si fueran animales en una granja perdiendo así la dignidad de ser personas, libres e iguales, y recibiendo tratos inhumanos que derivaban en la mayor parte de casos en la muerte.
Con esta forma de control, el fichage de huellas digitales, identificación de retina, y tatuaje sub-cutáneo, se esta generando una relación ciudadano-estado, que va mas allá de la participación publica de los primeros, si no que llega al punto de entregar a manos del estado la identidad humana de cada uno, que es lo mas valiosos que tenemos, y que en teoría “nadie ni nada nos puede quitar”.
La postura que toma Agamben debe ser tomada en cuenta y apoyarla, para impedir que esta forma de control sea posible y de esa forma poder conservar la identidad, libertad, igualdad y dignidad humana de todos nosotros.

3ro "A" B. Rivadavia

Suso, Barale, Ghione, Politano -

Es verdad, cada día el Estado nos controla más, ya no se trata de la relación normal de ciudadano-Estado, ya es un control de nuestra vida, cuerpo, nuestra mente. Aquí nombra que ya no la consideran como una ciudad sino como un campo de concentración, con lo cual estamos muy de acuerdo, ya que el humano es considerado, al aplicarle éstas técnicas, como una raza peligrosa, controlable, manipulada, Por Ejemplo: pretenden animalizarnos tan facil (como es colocarle un chip a un roedor de laboratorio) tomandonos huellas digitales y de las retinas... pero no siempre es así, nosotras tambien consideramos que con el tatuaje nos quieren insertar la "identidad" de "buen ciudadano".
Pero como dijo Agamben debemos oponernos y cada dia seremos más.

Esc. Bernardino Rivadavia
3ºA

Priscila Actis -

Elegí este texto porque creo que hoy en día todo el tema en cuanto a biopolítica se ve más reflejado en nuestro país, en el pueblo, y más que nada en cuanto a la ignorancia, violencia y comportamientos de las personas, que en muchos casos se asemejan con la forma de actuar de los animales.
El artículo “NO AL TATUAJE BIOPOLÍTICO” cuenta que para ingresar a los EE.UU. se deberá ser fichado y dejar las huellas digitales, por lo que el autor se opone porque siente que no lo tratan como persona; y se basa en esta situación para redactar este texto que trata sobre la animalización progresiva del hombre a través de técnicas como por ejemplo el fichaje electrónico de las huellas digitales y de la retina.
Toda esta biopolítica del ser humano también se relaciona con los campos de concentración ya que dejan de tratar a las personas como seres humanos. En el campo todo es posible porque la ley esta suspendida integralmente, por lo que el mismo se encuentra en un estado de excepción, en el cual deja de ser persona, no es nada ni nadie, el hombre es expulsado de la sociedad y por eso es tratado como un animal.
También considero que la persona al no ser reconocida como tal, esto afecta los niveles de la pirámide de Maslow, ya que una de las necesidades que se encuentran en la misma es la de ser reconocido (que lo respeten y lo valoren), por lo cual si hablamos de biopolítica nos estamos refiriendo a una desvalorización hacia el ser humano.
En conclusión, creo que el autor es por eso que se niega con el caso nombrado de EE.UU. ya que de alguna forma lo que se quiere hacer es animalizar a las personas.

Priscila, Actis
3º2ª

Juan F. Cedaro -

Critica a la carta de Giorgio Agamben titulada “ No al tatuaje Biopolitico “

Por Juan Francisco Cedaro:

Es entendible el enojo que siente con respecto a la politica de los E.E.U.U del ingreso al pais, pero deberia entender que ellos prefieren “ animalizar “ al hombre que seguir perdiendo vidas humanas con los reiterados ataques terroristas que estan sufriendo.
En lo que concuerdo con usted es que este procedimiento que realizan es un tipo de discriminación hacia el resto del mundo, ya que consideran a todos los Estados peligrosos. Pero este tipo de “ animalización “ no es nada nuevo, hace un poco mas de medio siglo podiamos ver a los alemanes marcando a los judios como ganado para luego ser enviados a campos de concentración en donde eran asesinados como animales.
Tambien es verdad que en los ultimos años se ha mediatizado la palabra publica, pero esto no es nada nuevo, hace dos decadas en Argentina no se podia publicar un libro en contra del gobierno o una critica al gobierno, ya que el que lo hacia sabia que tarde o temprano iba a ser asesinado.
Cuando usted menciona “ Nadie ignora que el control ejercido por el Estado sobre los individuos a traves de dispositivos electronicos como las tarjetas de creditos o los telefonos moviles “ , hay que entender que los Estado necesitan realizar estos controles no solo para la seguridad sino tambien para la economia como por ejemplo con las tarjetas de credito , esta es la mejor forma de administrar la economia del Estado , y con respecto a los celulares hay cosas en las que concuerdo y cosas en las que no. Concerod en que es una forma de “ animalizar “ al homre ya que la gente esta pendiente de estos aparatos todo el tiempo y siempre esta siendo controlado por alguna empresa que administra los servicios, pero es una forma practica y confiable de estar comunicados en todo momento y en cualquier lugar.
Podemos ver que el homre mediante estos procedimientos de “animalizacion “ estan desvalorizando al hombre ya que , como se muestra en la pirámide de Maslow una de las necesidades del hombre es ser reconocido es decir , ser respetado y valorado por como es y si no se cumple con la valorizacion del hombre el resto de las necesidades que tiene el hombre no se cumplen provocando asi la infelicidad.
Por ultimo me gustaria decir que estoy de acuerdo con la politica de oposición con respecto a la “animalizacion” del hombre mediante el uso de dispositivos electronicos para dejar la huellas digitales y de la retina , ya que es una forma de discriminación y racismo hacia el resto del mundo y por eso deberiamos detenerlo.

Juan F. Cedaro
3º2ª
Colegio Asuncion

Marina -

Quisiera comenzar mi comentarios diciendo la siguiente frase: "El problema exede los limites de la sensibilidad personal y encierne al estatuto juridico politico nde los ciudadanos".
El problema comienza hace ya varios años atras, donde para poder entrar a otro pais soloe ra necesario la visa y nada mas eran revisados los criminales y / o delincuentes.
Por ejemplo, para poder entrar a los Estados Unidos son necesarios fichajes de huellas digitales, retinas, verificar si se poseen tatuajes sub-cutaneos o cosas por el estilo,que muchas de estas cosas como los piersing o los tatuajes son muy comunes en nuestra sociedad.
Desde mi punto de vista, quiero decir que no me parece que este mal que en los aeropuertos hayan puestoaparatos para el control de traficos, robos, etc, pero me parecepeor me parece un mecanismo de discriminacion, ya que no todos los ciudadanossomos sometidos a la misma revisacion, si solo por ser criminales, llevar piersing, tatuajes, ser de diferentes test, ser latinos, africanos, chinos,ect es motivo para ser revisados de manera mas intensiva que los otros ciudadanos, estan sometiendo a gran parte de las poblaciones a que se sientan excluidos y discriminados.
Como dice Giorgio Agamben, si solo por estos motivos los ciudadanos son tomados como sospechosos, van a llegar a un punto en que la humanidad sola se ponga peligrosa, lo que no quita que ya lo sea.
Si se pudiera demostrar que estan equivocados con esas medidaa de revisacion desigual para la sociedad, a muchos ciudadanos que deseen entrar a otros paises les estarian haciendo un favor al no dicriminarlos.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres